5 de junio de 2019

Hasta luego, Gustavo Olivo... ¡Hasta nunca, Acento!

Acento y Jaime Bayly unidos de la mano contra la "tiranía de Maduro". A Jaime Bayly ni la madre que lo parió le cree absolutamente nada de lo que dice, pero Acento fue capaz de hacerse eco de esa aberración



Apreciado Gustavo Olivo Peña
Vicepresidente de Editora Acento, SAS

Conocerte y haber establecido amistad contigo ha sido una experiencia altamente gratificante. Nuestra querida Arlette Fernández, mujer ejemplar de la República Dominicana -símbolo de lucha, sacrificio y entrega- hizo posible el acercamiento en aquellos días en que estábamos inmersos en la batalla por lograr, en virtud de la grandeza que adornó su vida al dedicarla con pasión y sin tregua al servicio de la patria, que los restos del coronel Rafael Tomás Fernández Domínguez fueran a descansar al Panteón Nacional, hogar permanente de nuestros grandes próceres (aún permanezcan en él los de Pedro Santana, el más grande traidor que ha parido la nación).

Estaré en deuda permanente contigo; durante cerca de ocho años me brindaste un trato exquisito y deferente. Nos conocimos en una ocasión en que, estando en Santo Domingo, visité las oficinas de Acento, precisamente con la finalidad de estrechar tu mano y, a la vez, presentarte un ingeniero, entrañable amigo y compañero de la UASD, que me había informado de la contaminación ambiental en la que estaba incurriendo una de las grandes empresas que se han instalado en suelo dominicano.
Derechos de autor: Ing. Nemen Hazim Bassa. Imágenes del tema de merrymoonmary. Con tecnología de Blogger.
Usamos cookies para darte un mejor servicio.
Nuestro sitio web utiliza cookies para mejorar tu experiencia. Acepto Leer más